Oficina de Información de Pastoral Juvenil

    PRESENCIAS SALESIANAS PARA LOS JÓVENES EN DIFICULTAD
   

La opción por la juventud pobre, abandonada y en peligro ha estado siempre presente en el corazón y en la vida de la familia Salesiana, desde Don Bosco hasta hoy. Dicha opción ha impulsado en todas partes una gran variedad de respuestas, de estructuras y de servicios en favor de los jóvenes pobres, siguiendo la opción educativa inspirada en el criterio preventivo.

Los Salesianos, por vocación, no podemos quedarnos tranquilos ante la situación de pobreza en nuestra estructura social. Preocupación por las nuevas pobrezas y por tanto, por las nuevas formas de marginación. Entre ellas, nos preocupan, sobre todo,las que comprometen las posibilidades de crecimiento de los jóvenes.

Los jóvenes necesitan una respuesta, y hay que darla:

  • en todas nuestras obras y presencias, afrontando las situaciones y necesidades más problemáticas, mediante un nuevo estilo de acogida y presencia. Un servicio educativo integral centrado en la persona, sobre todo, de los más necesitados
  • en obras específicas en el campo del malestar juvenil. Respuestas concretas a los jóvenes en dificultad, dentro de un camino de crecimiento integral y según los distintos contextos.

Muchas de estas obras y servicios presentan un modelo nuevo desde el punto de vista pedagógico y salesiano, y exigen competencia profesional, programas especializados y la colaboración con otras obras civiles.